SALUD BUCAL Y EMBARAZO

     Son muchos los cambios que aparecen durante el embarazo y la mayoría de ellos son producidos por las fuertes variaciones hormonales que sufren las mujeres.

 

     En relación a la salud bucal, uno de los primeros cambios que nos podemos encontrar es la sequedad bucal. Como consecuencia de esto durante el primer trimestre la mujer embarazada experimenta náuseas y vómitos que llegan, en casos severos, a provocar una importante erosión del esmalte dentario.

 

     Otro de los síntomas que encontramos ya al final del embarazo y en la lactancia es la caries dental, producida por los cambios en la composición de la saliva.

 

     Muy común entre las embarazadas es también la gingivitis que sufren entre el 60 y 75% de las mujeres. Ocurre generalmente entre el 3º y 8º mes de gestación y suele desaparecer después del parto. Esto se debe a la acumulación de placa bacteriana que, junto con los cambios vasculares y hormonales, exageran la respuesta inflamatoria. Pero debes saber que con una higiene adecuada este síntoma evoluciona favorablemente en el 50% de los casos.

 

¿Podemos seguir algún tratamiento dental durante el embarazo?

 

     Una de las dudas que se tiene al estar embarazada, es si se podrán realizar tratamientos dentales durante el periodo de gestación. Esto ha sido objeto de recientes estudios que confirman su idoneidad, concluyendo que no están asociados a ninguna complicación durante la gestación.

 

     Es más, señalan que no se debería posponer el tratamiento dental y periodontal en la embarazada que presente dolor, infección o urgencia dental pues las consecuencias de la demora conllevan mayor riesgo que el propio tratamiento.

 

     Otra de las dudas es realizarse un diagnóstico radiológico ya que muchos tratamientos dentales así lo requieren. Esto es perfectamente realizable y seguro, siempre y cuando se proteja debidamente el abdomen y cuello con delantal y collarín de plomo.

 

     Al igual que el uso de óxido nitroso para la sedación no representa ningún riesgo para la salud de la embarazada y su bebe, lo que debe evitarse son los blanqueamientos dentales. Los  agentes blanqueadores contienen peróxido de hidrógeno que favorece la liberación de mercurio de las restauraciones por amalgama, nada conveniente durante el embarazo.

 

     RECORDAR QUE, pese a que la mayoría de fármacos usados en el tratamiento dental (antibióticos, anestésicos locales, paracetamol) son considerados relativamente seguros durante el embarazo,  no debéis tomar ningún tipo de medicamentos sin recomendación de tu médico y dentista.

 

     Desde Novasmile os recomendamos el uso del flúor, ya que es esencial para el control de la caries y para reducir los niveles bacterianos orales y evitar así la transmisión bacteriana al recién nacido mediante la saliva. Así como, os aconsejamos el segundo trimestre de gestación como mejor periodo para poder acudir a la consulta del dentista.

 

     Si queréis saber un poquito más, os dejamos este link a un blog de la Dra. Sofía Fournier,  ginecóloga, que nos cuenta todo lo que debemos saber cuando estamos embarazadas; por supuesto también sobre salud dental: www.unamamiquesemima.com/el-dentista-durante-el-embarazo/

 

     Y sabiendo que estas dudas suelen surgir cuando estamos embarazadas,…

 

     Si eres una de ellas….. Enhorabuena!!!

Pide una cita

Share

SALUD BUCAL Y EMBARAZO

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*